Proctología. La cirugía en las Hemorroides o Almorranas

La proctología es una rama de la medicina legal dedicada al estudio y tratamiento de la patología anal y sus anexos. Desprestigiada y mal conocida por la mayoría de los profesionales médicos, por considerar poco interesante esta región anatómica.

Los especialistas en proctología saben lo importante que es el correcto tratamiento de esta zona, puesto que afecta mucho a la calidad de vida de un porcentaje altísimo de población, aunque por motivos culturales nos cueste hablar de ello.

Consideramos que el ano es una de las partes del cuerpo más, a las que hay que dedicarle atención y cuidado, no olvidemos que tenemos que hacer uso de él a diario; o que así debería ser, si no fuese por esas dolencias que en ocasiones y sin darnos cuenta nos van haciendo  la vida un poco más difícil debido a la aparición de las Hemorroides o Almorranas que son esas almohadillas que nos salen en el ano y que nos producen ese gran malestar a la hora de ir al baño hacer nuestras necesidades por lo que hay que cuidarlas bien y mucho, en caso de no prestarle la atención debida en cuanto nos empiezan a molestar o salir, tendremos esas molestias dolorosas que cada vez  son más dolorosas con los consiguientes problemas asociados (mayor dolor con la defecación, estreñimiento y sangrado)

Dado lo comprometido de su situación y los tabúes impuestos por la sociedad, resulta difícil el dar a conocer nuestro problema, sufriendo en silencio nuestras dolencias. Consideramos que hoy en día no tiene porque ser así, ya que disponemos de los conocimientos necesarios, y la técnica se encuentra tan avanzada, que puede resolver el problema con o sin cirugía.

Coloproctología. atención ambulatoria y cirugía

 

Autor: Dr. Juan Antonio Sánchez Valle.Coloproctólogo 

 

"El diagnóstico de las hemorroides lo debe hacer un médico coloproctólogo quien es el especialista para este padecimiento. Con frecuencia el especialista puede diagnosticar las hemorroides simplemente examinando el área rectal y en ocasiones principalmente si el paciente tiene más de 40 años, es obligado realizar una rectocolonoscopia para descartar otras patologías"

Cuando las hemorroides sangran excesivamente o son dolorosas pueden ser tratadas con cirugía.

Procedimiento con ligas de goma:se coloca una liga de goma alrededor de la hemorroide o almorrana y causa estrangulación seguida por la cicatrización.

Escleroterapia:inyección de una solución química en la hemorroide o almorrana causando el encogimiento de la misma.

Coagulación Infrarroja: un dispositivo especial usado para destruir las hemorroides internas.

Hemorroidectomía: remoción quirúrgica de las venas hemorroidales.

Los primeros tres son procedimientos en el consultorio médico, mientras que la hemorroidectomía generalmente requiere hospitalización.

A continuación paso a daros una pequeña descripción de las mismas.

1º-Tratamiento con banda de goma para hemorroides

Dentro de los tratamientos sin cirugía para las hemorroides o almorranas se encuentra la ligadura. Este procedimiento no es una cirugía, es la aplicación en consultorio de una ligas de caucho, atrapando el paquete de la hemorroide, con lo cual buscamos que esta se “seque” y en un promedio de 5 a 10 días se caiga. Este procedimiento se utiliza para curar las hemorroides o almorranas grado II y III principalmente.

El paciente no requiere preparación en la mayoría de los casos, no se aplican enemas o alguna purga.

El procedimiento consiste en poner con un aplicador especial la banda de caucho sobre la hemorroide o almorrana; el paciente puede estar colocado boca abajo o de lado izquierdo. Se pueden colocar hasta 4 bandas en una sola sesión, sin embargo se recomienda colocar una banda por sesión. El paciente prácticamente no tiene dolor, solo refieren una ligera incomodidad que no limita las actividades físicas. Después del procedimiento se recomienda una dieta baja en grasas e irritantes y no realizar grandes esfuerzos físicos. Las complicaciones son escasas y la mayoría de las veces es dolor anal, el cual se soluciona quitando la liga.

Este procedimiento permite al paciente incorporarse a sus actividades de trabajo habituales practicamente el mismo día. Este es un tratamiento aceptado en todos los países.

2º-Escleroterapia para curar las hemorroide

Esta técnica consiste en inyectar las hemorroides o almorranas con Fenol en aceite de almendras o vegetal. En este procedimiento es necesario el uso de anestesia principalmente para las hemorroides o almorranas internas que no tienen protuberancias, ó en ocasiones para las hemorroides o almorranas que tienen un ligero prolapso. No es recomendable para hemorroides que están muy inflamadas (grado IV)

Ventajas.

Puede tratar varias hemorroides o almorranas a la vez, a diferencia de otros procedimientos.

Es menos costoso que los procedimientos quirúrgicos Ofrece resultados en un tiempo relativamente corto, ya que las hemorroides o almorranas se desprenden apenas una semana después de las inyecciones.

Muchos procedimientos pueden ser de riesgo para las personas mayores, que tienen vasos sanguíneos muy delicados y más frágiles. La escleroterapia es el tratamiento de hemorroides que suele aconsejarse a este tipo de pacientes, ya que que no requiere cirugía.

Desventajas

En muchos casos puede no dar resultado. Especialmente cuando las hemorroides son grandes. Por lo tanto, sólo se recomienda para pacientes cuyas hemorroides sean pequeñas. En el resto de los casos, los métodos quirúrgicos serán más adecuados.

La escleroterapia no cura las hemorroides o almorranas por completo; de hecho, el problema puede volver un par de años después del tratamiento

.Cuidados posteriores a la intervención

La escleroterapia es menos dolorosa que otros tratamientos de hemorroides o almorranas pero el paciente podrá sentir cierto dolor e incomodidad luego de la inyección. En estos casos se suelen usar analgésicos bajo prescripción médica. En cualquier caso, se sugiere evitar la codeína, ya que puede originar heces duras.

La presencia de heces duras y el estreñimiento pueden hacer que la solución esclerosante se disperse, por lo cual es aconsejable tomar laxantes suaves e ingerir más fibra luego del procedimiento.

Procura visitar a tu médico durante las primeras tres semanas posteriores a la inyección, para asegurarte de que no haya complicaciones y repetir el procedimiento (en caso de que sea necesario).

Riesgos y complicaciones

Infertilidad. Puede suceder si la solución ingresa accidentalmente en los testículos.

Retención urinaria. Si la sustancia ingresa accidentalmente en la próstata.

Sangrado. El sangrado puede ocurrir durante el procedimiento en caso de que una arteria se haya dañado accidentalmente, pero puede ser fácilmente interrumpido.

Absceso de próstata. Es raro que suceda. Ocurrirá si la solución se inyecta en la próstata y ésta debe ser removida quirúrgicamente.

Como sucede con los tratamientos de hemorroides o almorranas, la escleroterapia tiene ventajas y desventajas y actúa mejor en algunos casos que en otros. Consulta a tu médico para más información

3º- Fotocoagulación Infrarroja para las Hemorroides

La fotocoagulación infrarroja, también llamada terapia de coagulación, es un procedimiento médico común para tratar hemorroides o almorranas pequeñas y medianas. Durante este procedimiento se usa un dispositivo de luz infrarroja para provocar un coágulo en la vena. Este coágulo cortará el suministro de sangre a la hemorroide. La hemorroide o almorrana morirá y se formará una cicatriz en el sitio de la hemorroide o almorrana que sostendrá a las venas cercanas en su lugar para que no se salgan hacia el canal anal. El tratamiento de la fotocoagulación típicamente se realiza en el consultorio médico y no requiere hospitalización.

Cómo se hace el Tratamiento de la Fotocoagulación Infrarroja para las Hemorroides?

Su médico seguramente la aconsejará no tomar medicamento que cause sangrado, como son las aspirinas y el coumadín. Si usted está tomando esteroides, tiene una deficiencia inmunológica, o un dispositivo prostético implantado, como una extremidad artificial, su doctor recetará un antibiótico pre-quirúrgico. Luego le harán un enema para limpiar las heces del recto.

La posición más común para este procedimiento es la posición lateral a la izquierda donde usted se acuesta sobre su costado izquierdo y se lleva las rodillas al pecho y los glúteos apuntando hacia la orilla de la mesa. Una vez que se acomode, su profesional de la salud insertará un proctoscopio tibio y lubricado en el canal anal. Su doctor luego podrá sujetar la hemorroide con un forcep y con un dispositivo especial para crear un rayo intenso o una luz infrarroja, formará un coágulo en la base de la hemorroide. El coágulo cortará la circulación a la hemorroide y acabará así con ella. El éxito de la fotocoagulación infrarroja depende, en gran medida, de la experiencia que tenga su doctor y de su habilidad para hacer cambios en la dieta que faciliten la expulsión de las heces.

Ventajas de la Fotocoagulación Infrarroja

Alivio más Permanente: La Fotocoagulación Infrarroja se recomienda para tratar pequeñas hemorroides internas que no responden a los tratamientos.  

Alivio Rápido para las Hemorroides: La Fotocoagulación Infrarroja alivia los síntomas de las hemorroides.

Puede Efectuarse en Adultos Mayores: Los pacientes mayores a los setenta años que tienen venas frágiles, o los pacientes con mala salud pueden someterse a este procedimiento con más seguridad que la ligaduras con bandas elásticas o la  cirugía de hemorroides.

Casi Nunca se Requiere Repetir el Tratamiento: La mayoría de la gente que se somete al procedimiento goza una mejoría inmediata y no requiere más tratamiento médico.

Desventajas de la Fotocoagulación Infrarroja

Puede Doler: Este procedimiento puede ser muy doloroso. Su doctor le recetará un analgésico para aliviar los síntomas.

No es tan Efectivo para las Hemorroides Grandes: La fotocoagulación infrarroja a menudo se usa en pequeñas hemorroides internas. Las hemorroides grandes son tratadas con la ligadura de banda elástica.

No Puede Usarse para Múltiples Hemorroides: Sólo se aplica para una hemorroide a la vez. Típicamente su médico tratará zonas adicionales a intervalos de diez a catorce días.

Procedimiento Caro: La fotocoagulación infrarroja es cara pero sigue siendo más económica que una cirugía. No requiere una hospitalización larga ni la recuperación post-quirúrgica prolongada como en una cirugía de hemorroides.

No es una Cura para las Hemorroides: La fotocoagulación infrarroja no cura las hemorroides y es posible que se vuelvan a presentar en cualquier momento.

4º- Hemorroidectomía: la cirugía de hemorroides

Históricamente, numerosos procedimientos han sido descritos para el tratamiento quirúrgico de las sintomáticas, incluidas las de Buie, Fansler, Ferguson, Milligan-Morgan, Parks, Salmón, y Whitehead.

Los pacientes que se someten a hemorroidectomía con la técnica de Ferguson tienen más probabilidades de requerir medicamentos para el dolor inicialmente, aunque su cicatrización es mucho más rápida.

La hemorroidectomía está indicada para el tratamiento de hemorroides interna y externa Grado III y IV, especialmente en pacientes que no responden a otros métodos de tratamiento o aquellos con enfermedad extensa o sangrado persistente.

La necesidad de una intervención quirúrgica es frecuente, un 20% de los pacientes con enfermedad hemorroidal sintomática requieren un procedimiento invasivo, como la hemorroidectomía quirúrgica.

En el momento en que el coloproctologo aconseja la cirugía de hemorroides o almorranas, se deben responder todas las dudas para cumplir las expectativas del paciente detallando la recuperación postoperatoria, complicaciones potenciales y el resultado funcional.

La hemorroidectomía abierta, también conocida como la hemorroidectomía de Milligan-Morgan, se realiza más comúnmente en el Reino Unido. Esta técnica consiste en la extirpación de los componentes internos y externos de las hemorroides o almorranas, la ligadura con sutura de los pedículos hemorroidales. El defecto interno de la mucosa se cierra y la incisión de la piel se deja abierta para que cicatrice por segunda intención en un periodo de 4 a 8 semanas.

La hemorroidectomía cerrada, o la hemorroidectomía Ferguson, más comúnmente utilizados en los Estados Unidos, es una técnica similar a la abierta excepto que la piel se cierra con el mismo material y en forma continua a la herida de la mucosa anal.

Personalmente me gusta más la técnica cerrada modificada, en la que se liga el pedículo hemorroidal en con material de sutura absorbible de mayor resistencia, se cierra la mucosa en forma independiente de la piel, y en doble sentido (proximal a distal y distal a proximal) ya que permite una mejor hemostasia, y la piel con sutura separada.

Aunque el resultado de la hemorroidectomía abierta y cerrada tiene tasas de éxito muy alta, y tal vez nunca se alcancen con las técnicas nuevas, el dolor post-operatorio significativo sigue siendo un obstáculo importante.

A diferencia de los procedimientos en consultorios donde los pacientes pueden regresar a sus actividades normales con bastante rapidez, los pacientes que se someten a cirugía de hemorroidectomía no son capaces de volver a su rutina normal en aproximadamente 1 a 3 semanas.

El dolor severo puede ser manejado con éxito mediante una combinación de analgésicos narcóticos, los AINE, relajantes musculares, y los tratamientos locales, tales como baños de asiento.

Se realizó un estudio de evaluación de la técnica abierta y cerrada para determinar cualquier diferencia, comparando los tiempos de funcionamiento, la necesidad de analgésicos, estancia hospitalaria, tasa de morbilidad, la duración de la incapacidad para trabajar, y el tiempo de curación.

Se concluyo que no existen diferencias considerables respecto al tiempo quirúrgico, tampoco hubo diferencia significativa en la duración de la estancia hospitalaria o la duración de la incapacidad para trabajar. El tiempo de cicatrización promedio fue significativamente menor con hemorroidectomía cerrada, o técnica de Ferguson en comparación.

 

Y esto es todo, esperamos haberte sido de ayuda. venoal Calidad de Vida

venoal.hemorroides

Todos los pedidos se envían con total discreción.
venoal hemorroides

34,00 €

  • disponible
  • Tiempo de envío 1 - 2 días1

Aviso legal:

© 2020 venoal.com - Todos los contenidos publicados en nuestra web tienen un carácter puramente informativo y no sustituyen en ningún caso la consulta médica o el asesoramiento profesional.Tampoco sugiere el autodiagnóstico y la automedicación